AbortoMatrimonio

Estoy a favor de la vida ¿Cómo la puedo defender?

4 puntos para defender la vida

El tema del aborto se ha convertido en un tema recurrente en nuestras reuniones, comidas o encuentros familiares, ya que, en muchas partes del mundo, se está discutiendo sobre su legalización.Los puntos de vista son muy variados y muchas veces generan conflictos entre personas, cuando no se está de acuerdo con la otra persona. Como católicos es muy importante defender la vida desde la concepción hasta la muerte natural de la persona, pero siempre es importante defenderla de una manera educada, informada y siempre respetando la opinión del otro.

Hoy queremos compartirte 4 puntos importantes para poder defender la vida:

LO QUE DICE NUESTRA MADRE IGLESIA

Nuestra defensa de la vida deberá ser desde la concepción, puesto que desde ahí comienza la vida. Desde que se da la unión de los gametos masculinos y femeninos, la vida está ya ahí presente, vendrá un desarrollo biológico de su ser corporal, pero ya desde la concepción hay vida.

El Catecismo de la Iglesia Católica en el numeral 2258, dice: “La vida humana ha de ser tenida como sagrada, porque desde su inicio es fruto de la acción creadora de Dios y permanece siempre en una especial relación con el Creador, su único fin. Sólo Dios es Señor de la vida desde su comienzo hasta su término; nadie, en ninguna circunstancia, puede atribuirse el derecho de matar de modo directo a un ser humano inocente”.

DEMUESTRA TU AMOR A LA VIDA

La defensa de la vida no solamente incluye estar en contra del aborto, si no que también incluye amar la vida y promoverla. Esta defensa debe estar demostrada con acciones concretas, como por ejemplo cuidando la vida de los demás, preocupándonos y ocupándonos en ayudar a los más necesitados, débiles y excluidos, como son los pobres, los ancianos, los huérfanos, entre otros. De tal forma, podremos demostrar nuestro apoyo a favor de la vida y no de la muerte.

VALORAR EL PAPEL DE UNA MADRE

Es fácil decir que estás en contra del aborto, pero llevarlo a la práctica, no es tan fácil, y menos en este tiempo en el que la vida está siendo muy atacada. Otra manera específica de promover la vida es valorar a tu propia madre y a todas las mamás que están en tu entorno, ya que deberíamos rescatar la importancia que tiene la maternidad y deberíamos preocupáramos por defender su valor real, puesto que Dios, al darle a la mujer el poder concebir vida en su vientre, es un gran regalo invaluable.

RESPETAR LA OPINIÓN DEL OTRO

Este siempre será el punto más complicado, en cualquier discusión de cualquier tema, por lo que siempre es importante tener en mente que, el no estar de acuerdo con la manera de pensar de otra persona, no nos hace enemigos y, mucho menos, nos debería de hacer tener un conflicto mayor. Si el otro no piensa igual que tú, respira, no trates de convencerlo, sólo expón tu punto de vista, escucha atentamente los argumentos de la otra persona y, si no pueden llegar a un punto intermedio, sólo comparte que no estás de acuerdo con él. El respeto a la opinión del otro y a sus argumentos, hará que lo que puede ser un conflicto, se transforme en una charla de amigos, donde conocerás la manera de pensar el otro.

Con paz y misericordia amemos la vida desde la concepción y, demostremos con hechos, que el valor de la vida siempre estará por encima de todo, ya que Dios es el dador de vida, que con amor nos da este don día con día.

Show More
Close